martes, 28 de abril de 2015

D. Benito Ballester y Broseta (Valencia, 1820 - Algemesí, 1887)

 
 
 
 

 D. Benito Ballester y Broseta (Valencia, 1820 - Algemesí, 1887).
 
 
 
 
 
 
   D. Benito Ballester y Broseta (o Broceta, que de las dos maneras lo hemos visto escrito), nació en Valencia en 1820. Entre 1845 y 1846, al finalizar sus estudios de medicina, se traslada a Algemesí, donde se casó y permanecerá ejerciendo como médico hasta su fallecimiento en 1887 (también hemos leído en algún sitio 1886..)
   Interesado por las costumbres, y la historia locales, fue además de médico, historiador, diputado de la Acequia Real del Júcar, miembro del Instituto Médico Valenciano, y de la Sociedad Valenciana de Amigos del País, ente otras cosas. Premiado con la Cruz de Epidemias, y la Gran cruz de Carlos III (1869).
   En el Instituto Médico valenciano propuso que se redactaran las topografías médicas de cada pueblo, lo que fue aprobado en 1851.

 
   Publicó diversos artículos en el Boletín del Instituto Médico Valenciano, relacionados con la deontología y práctica médicas, con especial atención a las condiciones higiénicas y sanitarias de la población. Algunos de estos artículos fueron:
   Policía médica (1845)
   Influencia de la electricidad en el cólera - morbo asiático (1848)
   Cultivo del arroz (1853)
   ¿Las intermitentes son contagiosas? (1853)
   En el Boletín de Medicina, Cirugía y Farmacia de 26 de marzo de 1848 se publicó una carta, muy probablemente suya, denunciando un caso de intrusismo profesional en Algemesí, con el título "Sobre intrusos".


 
   Escribió una primera topografía médica de Algemesí, que en parte reproducida en su Historia de la Villa de Algemesí, obra escrita entre 1851 y 1874.
   Es esta Historia de la Villa de Algemesí un texto fundamental, bien documentado, e imprescindible. Después de un repaso por las condiciones sanitarias e higiénicas, desde las casas al alcantarillado, el cementerio o la cárcel, realiza una reseña histórica de Algemesí, desde época romana hasta la revolución de 1868..
   En Historia de la Villa de Algemesí, D. Benito Ballester reproduce además el privilegio de D. Jaime I (1275), el Decreto de Felipe II elevando Algemesí al Universidad (1574), el privilegio concediendo el título de Villa Real (1608), y los artículos del Convenio para insaculación y elección de concejales (1857).
   Hay abundantes referencias a inundaciones, epidemias, y otros hechos notables de la historia de Algemesí.


   Se editó esta Historia por medio de fascículos, por suscripción, en 1958, por su biznieto Joan Segura de Lago, y unos amigos, en la Imprenta Juan. No se vendieron...
   Se reeditó ya en libro, con prólogo de Joaquim Pérez, por Juan B. Juan Pascual, en 1988. Y en 2001, en dos volúmenes, con facsímil del manuscrito, edición del Ajuntament d'Algemesí, a cargo de Vicent J. Escartí.
  En 2007, Fray Vicent Esteve, en nombre de la familia Segura-Esteve, donó al Ayuntamiento el manuscrito de una segunda parte de la Historia de la villa de Algemesí, inédito y desconocido hasta entonces, junto con el manuscrito de una Memoria sobre el cólera de 1885.

   
   D. Benito Ballester participó además en las polémicas sobre la Acequia Real del Júcar, publicando diversos artículos en Las Provincias y El Mercantil Valenciano. En 1885 se publicó un librito con algunos de estos textos, que firmó como "Un Vocal", titulado "Desviación del Júcar. Temores de Algemesí. Polémica sobre la desviación del Júcar por el río de los Ojos y puntos de análogos efectos: sostenida de una parte por un vocal de la Junta de Socorros y Defensa de la Villa de Algemesí y de otra parte por un vocal de la de Alcira, un alcireño y los ex-redactores de El eco del Júcar".
   Sobre esto mismo publicó además:
   Acequia Real del Júcar: Reflexiones sobre la escasez de aguas de dicho canal y rápida ojeada sobre el Júcar desde su nacimiento hasta su desembocadura en el Mediterráneo, presentadas a la Junta de la Acequia por Benito Ballester y Broseta. Imprenta de José Domenech, Valenica, 1877.
   La Veintena de las partidas de Cotes y Pardines del término de Algemesí: cuestiones concretas á la última porción de la Acequia Real de Alcira entre los canos de Guadasuar y Alginet, dedicadas a los terratenientes de dichas partidas, por Benito Ballester Broseta, Imprenta de E. Dobón, Valencia.
   Datos para servir la comisión de letrados de la acequia real del Júcar, presentados por los representantes de Algemesí D. Juan Francisco Romero Postigo y D. Benito Ballester Broseta. Imprenta de E. Dobón, Valencia, 1882.
 
 
   D. Benito Ballester es uno de los personajes más interesantes de la historia de Algemesí, inicio además de toda una saga de eruditos locales entre mediados del XIX y el siglo XX.



   Fuentes:
   Ballester Broseta, B. : Historia de la villa de Algemesí en la provincia de Valencia. Juan B. Juan Pascual. Algemesí, 1988.
   Bueno Ortega, A. y M. N. : Memoria escrita d'Algemesí. Ajuntament d'Algemesí, 2009.

 
   

domingo, 26 de abril de 2015

Mare de Déu de la Salut, en el 90 aniversario de su Coronación

 
 
 
 
 
Nuestra Señora de la Salud, Patrona de Algemesí, tal como aparece representada
en el cartel de las fiestas de la Coronación Pontificia, 25 de abril de 1925.
 
 
 
 

   "(...) El hallazgo de vuestra prodigiosa imagen en el tronco de la morera es el más elocuente testimonio de vuestra predilección hacia nosotros, confirmado luego por vuestro milagroso retorno desde Alcira.
   Nuestra gratitud y nuestro amor os levantó enseguida un trono y un altar y allí nos agrupamos rodeándote siempre y recibiendo de Vos todos los bienes.
   Nuestra vida religiosa, el inapreciable tesoro de la fe, la práctica de las virtudes cristianas y el noble ejercicio de la piedad, á vuestras plantas, Señora, lo recibimos y lo hemos aprendido y ahí mismo ha venido á encontrarnos la prosperidad de la vida social.
   Nacimos á ella al rodear el tronco de la morera en que os encontramos y á los pocos años ya éramos poblado respetable y luego villa ilustre con todos los honores y privilegios de los pueblos libres.
   Los obsequios populares y tradiciones que os consagramos, significan primero y antes que todo el tributo de nuestra gratitud inmensa. Por eso en la Misa de la madrugada (llamada por la tradición de les guitarretes) y en os ejercicios vespertinos, apenas es capaz este vasto templo para contener la multitud de tus hijos agradecidos.
   Oye siempre benigna nuestros ruegos y súplicas fervientes. Despacha favorablemente las gracias particulares, especiales y generales que os han pedido vuestros hijos durante estos días de bendición y de gracia. Sé siempre nuestra madre queridísima y que al año que viene volvamos reunidos todos á vuestra plantas á repetir con verdadera devoción y amor estas fiestas y solemnísimos cultos.
   Madre de la Salud, sed siempre la señora de Algemesí y la reina del corazón de sus hijos, que os confirman todos sus ofrecimientos diciendo con entusiasmo: ¡¡¡VIVA LA MADRE DE DEU DE LA SALUD!!!
 
   (Ofrecimiento del Día Noveno, de la Novena a la Santísima Virgen de la Salud, por D. Miguel Belda Ferre, 1908.)





sábado, 25 de abril de 2015

La segunda Coronación de la Mare de Déu de la Salut, 25 de abril de 1950

 
 
 
 
 
 25 de abril de 1950. Antes de la nueva Coronación.
Las andas son las anteriores a las actuales (que no se estrenarán hasta 1952).
 
 



   En 1950, coincidiendo con el XXV aniversario de la Coronación Pontificia de la Mare de Déu de la Salut, se repitió la ceremonia de coronación, por parte del Arzobispo D. Marcelino Olaechea, siendo alcalde D. Salvador Castell y párroco D. Juan Belda. Así lo contaba el Boletín Oficial del Arzobispado:
 
   "El día 25 de abril, hizo veinticinco años que la Virgen de la Salud fue coronada como Reina y Señora. La preciosa corona desapareció durante la época marxista, y, al celebrarse el vigésimoquinto aniversario de la coronación, este pueblo, tan amante de su Patrona, ha querido honrarla con otra corona tan preciosa como aquella, contribuyendo todos con su aportación en oro, plata, alhajas o metálico, ofreciéndola a la Virgen.
 
   Acto de la coronación
   A las diez de la mañana llegaron las autoridades y dirigentes diocesanos de la Acción Católica. Poco después llegó el señor Arzobispo, esperado por las autoridades y el pueblo en masa en la explanada de la estación. Organizada la comitiva desde allí a la iglesia, el Vicario General, Ilmo. Sr. D. Jacinto Argaya, celebró una Misa de medio pontifical, y al terminar s celebró la procesión de ida al parque. El Alcalde llevaba la artística corona, y, al llegar, al lugar designado, pronunció unas sentidas palabras ofreciendo la corona al sr. Arzobispo, quien la colocó en la cabeza de la venerada imagen, mientras estallaban las tracas y sonaban las notas del Himno Nacional en medio de aclamaciones entusiastas de la multitud. A continuación, el sr. Arzobispo se despidió, trasladándose a Valencia.
   Organizada de nuevo la procesión para devolver la imagen coronada a la iglesia parroquial, en medio del entusiasmo de la población, extendida por todo el trayecto, la entrada en el templo constituyó una verdadera apoteosis.  Por la tarde se celebró una procesión con el recorrido de la vuelta general, terminando el día con un concierto por la laureada banda de música de Albalat de la Ribera.
   En los días anteriores se habían celebrado fiestas preparatorias de tan magna conmemoración: procesión de niños, fiesta de caridad, etcétera, y luego de la fiesta de la coronación continuaron celebrando sendas fiestas, en honor de la Virgen de la Salud, los barrios representativos de la población, en forma de Semana Mariana, que se clausuró brillantemente el día 30, con una fiesta solemnísima.

(Del Boletín Oficial del Arzobispado, año 1950).

 
 
 
Oración-ofrenda de la Corona, leída por D. Salvador Castell, Alcalde de Algemesí. Publicado en Aleluya.
 
 

   Fuente: Andrés de Sales Ferri Chulió. La Mare de Déu de la Salut d'Algemesí.


 

jueves, 23 de abril de 2015

El Clero Parroquial de San Jaime Apóstol hacia 1908

 
 
 
 

Clero de San Jaime Apóstol. Hacia 1908.

 
 

 
   Sentado, en el centro de la imagen, el párroco D. Miguel Belda Ferre. De pie a la derecha, el organista, D. Rodrigo Aguirre Perelló. También los hermanos Niclós...
   Se añadió a la fotografía la imagen del que parece ser el arzobispo de Valencia, D. Victoriano Guisasola (no se ve muy claro).
 
   D. Miguel Belda nos proporciona los nombres de los personajes de esta histórica fotografía (desconocemos el autor) del clero parroquial de San Jaime a comienzos del siglo XX:
 
    "La parroquia de esta villa es de la categoría de término, estando gobernada y servida por un Cura, dos Coadjutores y Corporación eclesiástica, que componen en la actualidad siete sacerdotes beneficiados y cuatro adscritos. Estos son sus nombres y los cargos que actualmente desempeñan: D. Miguel Belda Ferre, Cura. D. Vicente Morell Muñoz, Beneficiado. D. José Sanchis Esteve, Beneficiado. D. Juan Niclós Esteve, Coadjutor y Beneficiado. D. Ramón Niclós Esteve, Beneficiado. D. Vicente Oltra Penalba, Beneficiado. D. Emilio Vidal Vidal,  Coadjutor. D. Desiderio Masiá Camarasa, Ecónomo de Beneficio. D. Rodrigo Aguirre Perelló, Organista. D. Joaquín Cabanes Marrades, Adscrito. D. Joaquín Plaza Llorca, Adscrito. D. Vicente Carrasco Llacer, Adscrito. D. Julio Trullenque Borrás, Adscrito.
 
    D. Miguel Belda Ferre. "Algemesí y su Patrona". Gandía, 1908.
 
 
 


domingo, 19 de abril de 2015

La Mare de Déu de la Salut en Valencia, 1948 (III)

 
 
 
 
 
 
 
    La Imagen de la Mare de Déu de la Salut en Valencia, en mayo de 1948, en las fiestas celebradas con motivo del aniversario de la Coronación de Nuestra Señora de los Desamparados.
 
 
   Puede verse también:
 

 
 


martes, 14 de abril de 2015

Crónica de la Fiesta del Árbol en Algemesí, 1915

 
 
 
 
 
Diario de Valencia, 30 de marzo de 1915.
 
 
 
 
   Fiesta del Árbol en Algemesí, hace cien años. Era alcalde D. Vicente Segura Ballester, el que sería después el Académico Segura. Se celebró el 28 de marzo de 1915. Esta fiesta se celebraba en bastantes ciudades, en fecha variable, hacia febrero - marzo.
   Como se lee en la crónica de Diario de Valencia, participaron autoridades civiles y eclesiásticas: el Ayuntamiento, el clero parroquial, los Padres Escolapios, presidentes y Juntas de los Círculos, elemento oficial y demás personas invitadas, aparte de los niños y demás gentes.
   Como se hacía en esa época en las fiestas, hubo canciones, con la Banda de Música, y discursos (del maestro nacional D. Cristóbal Francés, el Padre escolapio Alfredo Peretó, y el párroco, D. Enrique Pérez Thous, así como del propio Alcalde Segura Ballester.
   Dice la crónica que acudieron miles de personas. Se supone que se plantaron árboles. Y al final se repartieron dulces y bombones entre los niños de las escuelas.
 
 
 



lunes, 13 de abril de 2015

San Vicente Ferrer

 
 
 
 
 San Vicente Ferrer.
Tabla de Ribalta, Basílica de San Jaime Apóstol de Algemesí.
 
 
 
 
 
Oración a Sant Vicent Ferrer.
Estampa devocional.
 




viernes, 10 de abril de 2015

Aniversario de la Coronación de la Mare de Déu de la Salut

 
 
 
 
 
Nuevo Altar de Nuestra Señora de la Salud en la Capilla de la Comunión
de la Basílica de San Jaime Apóstol. Finales de los 50.
 
 
 
 
   Desde 1951 se conmemora cada abril el aniversario de la Coronación Pontificia de la Mare de Déu de la Salut el 25 de abril de 1925.
   En el noventa aniversario de la Coronación, traemos este detalle de una conocida postal coloreada, con el nuevo Altar de la Virgen, inaugurado el 29 de mayo de 1955. Obra de José Suñé (Alabastros El Pilar, Zaragoza), fue costeado por Dª. Amparo Niclós Esteve.
   En el remate del retablo, se ve una Custodia y algunos adornos, que pertenecen al antiguo retablo, destruido en 1936. Es lo único que queda de él...
 
 
 
   Este año se celebra en la parroquia de San Pío X, que está también de aniversario.
   Añadimos el programa de actos de la fiesta:
 
 
 
 


 
   


domingo, 5 de abril de 2015

Pascua de Resurrección

 
 
 
 
 
 
Cristo Resucitado.
Retablo de Pardines, Basílica de San Jaime Apóstol.
 
 
 
 
 
   Las Aleluyas, papelitos lanzados desde el campanario, al toque de Gloria anunciaban la alegría de la Resurrección, y los niños cantaban:
 

Ratetes penaes
ixiu del forat
que el Rei de la Glória
ha resusitat

 
 
   Después de la Semana Santa, la Pascua de Resurrección, tiempo de salidas al campo, cuadrillas juveniles, paellas, meriendas, monas, canciones..
 
 
 


viernes, 3 de abril de 2015

Procesión del Santísimo Ecce Homo

 
 
 
   
 
 
 
 
 
   Una imagen de la Procesión del Santísimo Ecce Homo, de la Asociación de Antiguos Alumnos Maristas de Algemesí. Todavía no hay vestas. Creemos que la fotografía debe corresponder al año 1949, en que se bendijo y salió por primera vez en procesión la Imagen titular. una hermosa escultura de Francisco Teruel.
   No figura el fotógrafo.
 
  
 
 

miércoles, 1 de abril de 2015

Miércoles Santo. "María Sòla"

 
 
 
 
 
  Portada del librito de Lluís Martínez, María Sòla, con dibujos de Joaquim Pérez. 1959.
   La poesía lleva esta dedicatoria: "Al gran director i compositor n'Agustí Alaman i Rodrigo, insigne valenciá i il.lustre fill d'Algemesí, entusiasta de les tradicions nostrades, li dedique aquest treball, menut per les seues dimensions i seny, peró sentit al mig de l'ànima."
 
 
 
 
 
   La "Salpassa", tradición de bendecir el Miércoles Santo las casas y las familias con agua bendita y sal, recorriendo el pueblo el cura con los acólitos bendiciendo con el hisopo (el salpasset o sarpasset), acompañados por los chiquillos cantando canciones. Golpeando aquí y allá con pequeñas mazas. A cambio se les obsequiaba con unos huevos y quizás unas moneditas. Se invitaba además a asistir a los Oficios de la Semana Santa. En algunos lugares de la Comunidad Valenciana aún se conserva esta tradición.
 
   Recordando los días de infancia, las vacaciones de Pascua, los juegos infantiles, y las canciones, Lluís Martínez recreó esta tradición de la Salpassa en Algemesí en una de sus poesías, María Sòla, publicada en 1959, donde reproduce lo que cantaban los niños durante esta tradicional bendición del Miércoles Santo:
 
 
 
Maria Sola,
la casa s'assola;
Maria Inés,
la casa s'ha encés.
Ja ve la salpassa
tocant la maça,
ja ve el vicari
amb el salpasset.
Oli de puça,
oli de Rei,
a repicar tots los martells.
De Cotín, de Cotan,
de la vera, vera van,
de Palacio la Comtina
de la vera, vera, vina.
 
 
 
   Y cantando des de la plaça Major:
 
 
 
Sento, Patento,
repica el tambor
li toca les planxes
al Nostre Senyor.